DESESPERADOS POR EMITIR

"Conquista del Decierto": El error ortográfico en los billetes de 100

Un nuevo error, esta vez de ortografía, puede encontrarse en los billetes de 100 pesos. Recientemente se detectaron numerosos errores de impresión, lo que da la pauta de la urgencia con la que se está imprimiendo la moneda en una economía inflacionaria como la de la Argentina K.
"Conquista del Decierto": El error ortográfico en los billetes de 100
Campaña del "decierto".El gobierno emite sin demasiados miramientos
domingo, 09 de febrero de 2014 · 11:43

NECOCHEA (Cuatro Vientos) - Podría decirse que el gobierno nacional kirchnerista, que lleva más de 10 años en el poder, sigue representando una de las contradicciones más grandes que ha tenido la argentina en su historia.

No sólo porque su discurso igualitario y "antisistema" difiere abiertamente de las prácticas de sus cuadros más importantes (ejemplo: Cristina y su bijouterie de lujo) sino porque pareciera que mientras dicen una cosa para la masa, hacen otra para la práctica del día a día.

El ejemplo de la impresión de billetes es elocuente. No sólo el gobierno ha negado sistemáticamente la inflación durante años, sino que además  no reconoce que la inflación está directamente relacionada con su sostenida emisión de moneda.

Aparentemente, visto en la necesidad de pagar aguinaldos y salarios estatales inflados, el gobierno empezó a imprimir billetes de manera algo descuidada y apresurada, sin chequear debidamente lo que imprimía. Así, el producto de ese descuido son los errores que ya se han visto, con impresiones mal terminadas, superposiciones en las imágenes y numerales mal agregados.

A esos errores se suma uno nuevo "descubierto" hace poco: en algunas tiradas de billetes de 100 se puede encontrar un error ortográfico en la frase que define la imagen. "La Campaña del deCierto" puede leerse en la mencionada tirada, que se muestra en la foto que ilustra esta nota.

El error ortográfico (es desierto, no decierto) se suma además a otros errores que ha sabido tener el kirchnerismo en su "década ganada" y refleja esa contradicción evidente: mientras no dejan de hablar de asistir a una mejor educación y ponen énfasis en la cultura, emiten y distribuyen abiertamente los errores ortográficos en emisiones que tienen alcance nacional e internacional.

En realidad no sorprende. A las fallas de impresión de los billetes de 100 (tanto los modelos "Roca" como los modelos "Evita") se les agregan los errores de impresión recientes, donde La Cámpora confundía a una legisladora con una cadena de electrodomésticos o el famoso cartel en el que se había escrito "tegnología" en lugar de "tecnología" durante un acto de Nación junto a la ministro de Educación chaqueña María Inés Pilatti, en 2009.

El hallazgo de la falta de ortografía en el billete representa el poco cuidado que están poniendo las autoridades en el tema, urgidos en la necesidad de contar con dinero "fresco". Otra serie de errores fueron puestos en evidencia recientemente por Nicolás Wiñazki en el opositor diario Clarín:

"La demanda de billetes de cien pesos generada por la inflación está haciendo funcionar al límite de su capacidad a las máquinas impresoras de dinero de la Casa de Moneda. En los últimos dos meses del año pasado, por ejemplo, el organismo imprimió alrededor de 120 millones de billetes de la más alta denominación, una magnitud inédita para tan poco tiempo de producción. El Estado necesitaba la plata, entre otras cosas, para poder pagarle el aguinaldo a sus trabajadores. La aceleración de la emisión agrandó los márgenes de error de la impresión de papel moneda. En la calle circulan hoy billetes de cien pesos mal impresos.


Los fallos varían y algunos resaltan a simple vista: se encuentran en los billetes ilustrados con el rostro de Julio Argentino Roca y también en los que se diseñaron con la imagen de Eva Perón, pudo comprobar este diario, lo que también fue admitido por fuentes de la Casa de Moneda que pidieron no ser identificadas.

Hay billetes en los que resaltan manchones de tinta violeta. Otros en los que los tonos de los colores de los detalles de las ilustraciones son distintos a los de las series impresas de acuerdo a los diseños originales.

Las autoridades de la Casa de Moneda relegaron a las normas de calidad establecidas para garantizar la seguridad de la emisión: le dieron prioridad al apuro por satisfacer la demanda, empujada por la inflación. Varios trabajadores del organismo, encargados de la impresión, alertaron sobre estos problemas a sus jefes.

Los billetes de cien pesos que circulan con errores de confección empezaron a notarse en la calle después de que el Estado contrató para realizar ese trabajo a la imprenta Ciccone Calcográfica. Fue en abril del 2012: la empresa era controlada por la sociedad The Old Fund, investigada en la Justicia por sus vínculos con Amado Boudou.

Las máquinas de esa planta gráfica funcionaban mal pero aun así se usaron para emitir dinero. La compañía terminó siendo estatizada cuando avanzó en los tribunales la causa que analiza si el vicepresidente usó su cargo de ministro de Economía para beneficiar a sus dueños privados.

Los billetes de cien pesos que se imprimieron en el último tiempo están firmados en su reverso, como siempre, por el vicepresidente. Desde diciembre del 2011 el cargo es ocupado por Boudou".

® Copyright 2014 Cuatro Vientos

Encontranos en Facebook: facebook.com/diario4v
Seguinos en Twitter: @diario4v
Contactanos: info@diario4v.com