AHORA AL SENADO

Diputados dio media sanción a la reforma del Impuesto a las Ganancias

La iniciativa consiguió 140 votos afirmativos y ahora deberá pasar al Senado, donde aseguran que hay un principio de acuerdo. En tanto, el oficialismo logró solo 88 votos y perdió la pulseada dentro del recinto.
miércoles, 07 de diciembre de 2016 · 10:34
La oposición se quedó con la pulseada esta madrugada en la Cámara de Diputados de la Nación, donde logró aprobar un proyecto de consenso para cambiar la ley de Impuesto a las Ganancias y dejó al Gobierno en una difícil situación.

La iniciativa consiguió 140 votos afirmativos y ahora deberá pasar al Senado, donde aseguran que hay un principio de acuerdo. En tanto, el oficialismo logró solo 88 votos y perdió la pulseada dentro del recinto.

Once interbloques apoyaron el proyecto que eleva el mínimo no imponible a 44.000 pesos para los casados con dos hijos y a 34.500 pesos para los solteros. El FPV-PJ aportó 70 votos; el masismo-delasotismo, sumó 33; el bloque Justicialista, 14; el Frente Santiagueño, 6; el Movimiento Evita, 6; el Frente Progresista 5; más dos del PJ bonaerense; el salteño Alfredo Olmedo; el kirchnerista Carlos Heller; Proyecto Sur y una del PJ puntano.

El voto oficialista estuvo conformado por la mayoría del interbloque Cambiemos, que reunió a 80 de sus 87 integrantes, teniendo en cuenta que el presidente de la Cámara baja, el macrista Emilio Monzó, no participa de la votación. A ellos se sumaron el apoyo del ex gobernador de San Luis Claudio Poggi, de la ex kirchnerista sanjuanina Graciela Caselles y de un coprovinciano suyo que aún permanece en el FPV-PJ; el ex cavallista Franco Caviglia, una diputada del sector del gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti; los dos del Movimiento Popular Neuquino y de dos referenciados en el gobierno de Misiones.

Estos ocho votos extras solo sirvieron para neutralizar las ocho ausencias de diputados de Cambiemos al momento de la votación, entre ellas la de Elisa Carrió (Coalición Cívica); Ana Martínez y Marcelo Sorgente (PRO) y Eduardo Costa y Héctor Gutiérez (UCR), entre otros. Con la suerte ya echada, el oficialismo logró que los socialistas Hermes Binner y Lucila Duré, que habían votado en contra de su proyecto, se abstuvieran al momento de respaldar el de la oposición.

Sorpresa del macrismo

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, se convirtió en el primer funcionario del Gobierno en analizar la estrategia de la oposición, que se unió en la Cámara de Diputados para votar el proyecto conjunto sobre el Impuesto a las Ganancias.

El funcionario aseguró que "no sé si me sorprende lo que sucedió en el Congreso; está claro que Sergio Massa es la persona menos confiable del sistema político. Haber hecho un proyecto mentiroso e irresponsable habla más de ellos que de nosotros".

El ministro coordinador se mostró sorprendido por lo que sucedió esta madugada en el Congreso. "Digo esto de Massa porque él se había comprometido con el Presidente y con nosotros a no perjudicar el costo fiscal. La situación fiscal es delicada. También me sorprenden muchos gobernadores, que están preocupados por que no llegan a fin de mes y ayer acompañaron una votación que genera un enorme perjuicio al fisco", aseguró Peña.

Peña reiteró varias veces que el dictamen impulsado por el arco opositor es "mentiroso" e "irresponsable" y planteó que en la foto de los diputados que esta madrugada votaron juntos están todas las personas "que gobernaron los últimos años, fueron funcionarios de Cristina, no hicieron nada por modificar Ganancias y ahora toman de tonta a la ente con una retórica fácil".

El jefe de Gabinete evitó hablar de un posible veto presidencial, aunque de sus dichos se desprende que ése será el camino de la iniciativa si finalmente pasa la prueba en el Senado.
 

Sobre el veto

Luego de que la Cámara de Diputados diera media sanción al proyecto de reforma del Impuesto a las Ganancias que acordaron distintos sectores de la oposición, el diputado del Frente Renovador Sergio Massa salió a respaldar la iniciativa y, si bien aún debe ser tratada en el Senado, se refirió a la amenaza de un veto presidencial.

"Ayer lo que hubo fue un consenso alrededor de sacarle la pata de la cabeza a los trabajadores, jubilados y monotributistas", explicó Massa y remarcó que el proyecto oficial contemplaba que más personas pagaran el impuesto a las Ganancias a partir de 2017.

Con el proyecto que impulsó la oposición, sostuvo el diputado, "se benefician más de 6 millones entre monotributistas, jubilados, trabajadores en relación de dependencia y autónomos". Para no desfinanciar al Estado, uno de los riesgos que se plantea desde el oficialismo, "se pasa a gravar a sectores que ganan desde la especulación y no desde el trabajo", completó en diálogo con Luis Novaresio en La Red.

"Aspiramos a que salga en el Senado", dijo Massa y reveló que durante el mediodía de este martes participó de una reunión junto a Miguel Ángel Pichetto, jefe del bloque de senadores del Frente para la Victoria, "para ordenar los números y tratar de cuidar a todos los sectores, premiar a aquellos que trabajan todos los días y castigar a los que especulan".

"Si Macri lo veta, sería una pena", expresó el legislador ante la posibilidad de que el Presidente haga uso de esa potestad. "(El proyecto) salió con un enorme consenso de Congreso y me parece que lo que tenemos que hacer es respetar siempre el resultado y el funcionamiento de las instituciones", añadió.

"Durante todo el año mostramos responsabilidad y voluntad de ayudar al Gobierno. En este tema, no quisieron habilitar una negociación", lamentó. Y advirtió: "Todo lo que veamos bien lo vamos a respaldar y lo que veamos mal lo vamos a señalar".

Lo más destacado de este proyecto es el aumento del mínimo no imponible, lo que significa un importante revés para el gobierno nacional, que proponía un incremento del 15%. Con el nuevo proyecto, será del 40% para los trabajadores que menos ganan. Así, en bruto, un soltero pagará a partir de los $33.500 y un casado con dos hijos desde los 44 mil pesos.

Además, contempla actualización automática con el criterio de que siempre pague el 10% de la población que más gana. Esto se va a calcular anualmente, aunque, según explicó Axel Kicillof, no tienen el número exacto de cuánta gente es. Otro punto importante son las nuevas deducciones. A partir de ahora, el aguinaldo, las horas extras y los bonos por productividad, entre otros ítems, no pagarán más Ganancias.

El costo fiscal es lo que más preocupa al Gobierno porque los proyectos de la oposición significaban más del doble de costo que la propuesta del oficialismo. Para paliar esos números, Kicillof explicó que "se vuelven a reinstaurar" impuestos que se han eliminado, como las retenciones. El juego también tributará un 7,5% cuando es online y 10% las máquinas de casinos.
 
 

Comentarios

Otras Noticias